Los hisopados pendientes resultaron NEGATIVOS. Los pacientes positivos se mantienen estables; dos internados y uno domiciliario.